viernes, 11 de marzo de 2016

Como puedo saber si estoy en la Conciencia Crística ?



El verdadero crecimiento hacia la Conciencia Crística llega durante los eventos del día a día, mientras estamos caminando las polvorientas rutas del planeta. Llega en el sentido gradual de volver sobre nuestra propia vida a la Divina Conciencia… a la realidad de la Divina Santa Voluntad… volviendo sobre cada pensamiento, sentimiento, palabra, acción y reacción a la Única Universal Presencia.
Les pido que no sólo miren los estados de éxtasis o las “experiencias espirituales” para entender la Conciencia Crística (aunque ellos son maravillosos cuando ocurren). En su lugar, miren los momentos relajados, armoniosos y balanceados, cuando la mente externa no está necesariamente en “cosas espirituales” ni aún cuando la voluntad externa esté tratando de ser espiritual. De hecho, la Conciencia Crística puede sólo seguir a través del plano de la tercera dimensión cuando toda voluntad externa, aún la buena voluntad externa, es dejada a un lado o entregada a Dios.
“Permitan que la Divina Voluntad sea hecha en y a través de mí ahora” debería ser el mantra constante para crear este sentimiento de dejar ir hacia una más alta voluntad. Si no dejan a un lado ni aún esta voluntad externa para hacer el bien, entonces Dios podría sólo ir a través de ustedes en las formas que ustedes han decidido que son buenas (son la Divina Voluntad). Permitan que la Única Universal Conciencia decida la Divina Voluntad y ésta les será revelada. Y aquí es esencial estar en Gracia escuchante.  Ahora, además de ser este el único camino a casa es también mucho más relajante que el esfuerzo de nuestra voluntad externa… un esfuerzo que llega de la necesidad de defender la voluntad externa.  La Divina Voluntad no necesita defensa.
Esta doctrina de no resistencia de volver la otra mejilla y más recientemente el adagio: “a lo que resisten persistirá”, han tratado de dirigir esta cuestión. Ustedes sólo se resiten a algo si no está de acuerdo con vuestra voluntad externa. Una vez más, la Divina Voluntad no necesita defensa. Así dejen ir y vuelvan esto hacia Dios. Éste, por tanto, es el proceso de desarrollar la Conciencia Crística… haciéndose continuamente un canal para la Divina Voluntad. Y cuando puedan acoplar esto con una verdad profunda y constante en la Única Universal Conciencia, esto se volverá muy natural para volver y permitir que lo Divino llegue a cada cuestión a mano… las palabras, los pensamientos, los sentimientos y lo que actualmente suceda. Algunos han estado practicando extensivamente y algunos están muy cerca de esta realización. Ninguno sabe con cuál respiración llegará la eterna Conciencia Crística.
Nosotros, a través de los años, hemos dado muchas aproximaciones para alcanzar la Única Universal Conciencia mientras están aún en encarnación. Permitan ir y permitan a Dios, permanezcan en un estado de gracia escuchante, permitan que la vida llegue a través de ustedes no calificada, usen el Sagrado Fuego Violeta de Purificación, siempre miren al Cristo interno,… son sólo unas pocas. Desearía que vieran hoy que estas no son ideas separadas o aproximaciones sino que todo es parte del mismo proceso.

En vuestras revisiones de estas sabidurías, vean por ustedes mismos cómo nosotros, desde el principio, hemos estado acentuando el mismo desarrollo, el mismo proceso del desarrollo del Cristo, todos juntos.
Cuando Yo sugerí la expresión de la Conciencia Crística sin esfuerzos, lo que quise decir es que ustedes no podían hacerlo por ustedes mismos a través del esfuerzo externo. De hecho el único “esfuerzo” necesitado está en el dejar ir toda voluntad externa. Sí, debería haber (¡y hay!) un profundo deseo y compromiso de vuestra parte de ser la Conciencia Crística. Pero este deseo y compromiso no profundizan ni se fijan lo suficiente a través del esfuerzo de la voluntad externa humana sino más bien a través del dejar ir y relajarse hacia una Voluntad Superior. Esta es la verdadera Libertad y este es el único puente hacia la Nueva Era de Libertad Espiritual. ¡“No le den batalla a vuestra alma, más bien transmútenla”! Este es el regalo de la Nueva Era en pocas palabras.
Hoy desearía añadir una frase para más amplia contemplación. Más bien que preguntar: “¿cómo me está tratando la vida?”, pregunten contínuamente: “¿cómo estoy yo tratando a la vida?” Y entonces habrán fijado la base para verse sólo como un conductor, un canal de pura Fuerza de Vida. Y cuando puedan permitir contínuamente que pase la Pura Fuerza de Vida no calificada a través de ustedes, o concientemente calificada con perfección, tendrán la Conciencia Crística, el naturalmente armonioso Divino Estado, sin esfuerzos.
Entonces la importancia de “cómo me está tratando la vida” desaparecerá; las circunstancias de vida, el karma retornante, etc., tendrán mucho menor impacto, porque vuestra atención ahora está sólo en “cómo yo estoy tratando la vida”. Y entonces no importará si la gente alrededor reconoce vuestro desarrollo o no. En muchos casos, como un Cristo desarrollado, la gente con frecuencia no reconocía esto. Esto no debería disuadirlos, ni impedirles nada cuando descubren la libertad de dejar ir hacia la Divina Voluntad. Aún en plena Libertad, sean todavía concientes de dejar ir hacia la Divina Voluntad… completamente acepten que:
“YO SOY Uno… YO SOY la Divina Voluntad siendo hecha”
 ¡Así es!
http://ashramvirtual.blogspot.com.es/

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...