sábado, 26 de diciembre de 2015

Ustedes tienen una galaxia en su corazón




YO SOY Alfa, habiendo venido con un mensaje para los humanos de la Tierra.
He venido a traerles este mensaje clave que les permitirá mantener el foco de su aspiración en
este período de tiempo.
Concéntrense en su corazón. Sólo ustedes y su corazón, mis amados.
No hay nada más en su mundo. La única entrada a la realidad Divina está localizada dentro de
su corazón. Todo lo que los rodea en su mundo físico se dirige sólo a ayudarlos a evolucionar,
crecer y superarse a sí mismos, ampliar su conciencia y multiplicar sus méritos.
Son nómadas que constantemente están en movimiento. Aún cuando se mantienen en paz,
van cubriendo grandes distancias en su mundo, volando miles y millones de kilómetros junto
con su planeta, su sistema solar y su galaxia.
Esta es la galaxia externa. Pero hay otra galaxia, una interna, y la entrada a esta galaxia está
dentro de ustedes, en su corazón.
Su siguiente paso es descubrir esta entrada a otro mundo, el mundo Divino. El mundo que no
depende del tiempo y no tiene espacio. El mundo de la omnisciencia y la completa perfección.
Este es el mundo de donde todo viene y al que todo regresa. Es su mundo, su Hogar, su
realidad verdadera, de donde han venido al mundo físico a crear su mundo material. Millones
de seres de Luz han estado y están trabajando en la creación del universo manifiesto – del
mundo externo. Cada uno de ustedes también está trabajando en su creación, sin importar si
se dan cuenta o no. Un niño puede no darse cuenta de la estructura del mundo y toda su
complejidad, pero nació y está viviendo en este mundo manifiesto. Entonces el niño crece,
adquiere conocimiento y participa conscientemente en la construcción del mundo y su
actividad.
Ustedes son niños. No son capaces, mientras estén a su nivel de conciencia, de participar
conscientemente en la creación de los mundos y mantener esos mundos en orden y pureza.
Pero ha llegado el tiempo para que maduren. Su examen final para entrar al mundo adulto es
descubrir la entrada dentro de su corazón, encontrar la entrada al mundo real de Dios.
Realmente espero que todos los que leen estas líneas ahora logren pasar sus exámenes que
les dan el derecho a ser co-creadores con Dios e implementar conscientemente el plan de Dios
para este universo en la vida. Deben pasar a través de una puerta secreta estrecha dentro de
su corazón, dentro de su retiro secreto.
No importa quién les muestre los señuelos de un cosmos lejano, el conocimiento de los
mundos lejanos fuera de ustedes, no les crean. Todos los mundos y el acceso a los mundos
lejanos y a todos los otros mundos está dentro de su corazón. Y la llave para la puerta dentro
de su corazón es el Amor.
Abrirán esta puerta con la ayuda de su conciencia, su Divina conciencia. Su conciencia externa
y su mente externa les obstruirán. Crearán nuevas barreras en su Camino una y otra vez.
Pero ahora saben dónde está la puerta secreta al mundo del que vinieron y al que deben
regresar. Traten de no perder la llave para esta puerta durante sus pruebas de vida. Traten de
quitar de su conciencia todo lo que les impide pasar por esta puerta estrecha.
No hay nada en su mundo que pueda ser útil para ustedes en el mundo real de Dios excepto
por su experiencia invaluable que ya han adquirido y que seguirán adquiriendo durante su
vagar por el tiempo y el espacio.
Si logran llamar a su mente el propósito prístino por el cual yo los he enviado a su mundo,
recordarán que les he mandado a encontrar un tesoro. Y este tesoro es su cuerpo causal. Este
es el tesoro más grande, un tesoro invaluable – su tesoro que ni el óxido ni la polilla pueden
destruir.
Muchos de ustedes ya han encontrado el tesoro por el que los envié al mundo. Ahora deben
regresar a Casa, para recordar quiénes son y por qué se han ido a vagar por el mundo. Es
tiempo de despertar a la Realidad Superior. Se ha acercado el término y ha llegado el tiempo.
El Camino se les ha mostrado. Saben su Camino. Tienen todo lo necesario para su regreso a
Casa. Les estoy llamando, mis niños. Los extraño. ¿Pueden escucharme? Y si algunos de
ustedes no han encontrado tesoros durante su vagar, no se desesperen. Con gusto los recibiré
sin sus tesoros. Sólo regresen a Casa. Encuentren la puerta secreta en su corazón.
Los estoy esperando, mis niños.
YO SOY Alfa, su Padre en los Cielos.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...