domingo, 26 de noviembre de 2017

ERELIM - NOVIEMBRE DE 2017


Noviembre 2017
Soy Erelim, Dragón de Fuego de la Tierra, saludo a cada uno de vosotros en su Corazón Eterno.
…Silencio…
Intervengo hoy con vosotros acompañado de la totalidad de la intensidad de mi Soplo Ígneo, de mi Fuego.
Tal y como nosotros los Dragones os habíamos invitado a ello, muchos de vosotros han tenido la oportunidad de sentirnos, y de poder vernos para un número más restringido, y sobre todo de poder ver nuestra mirada. Intervengo hoy al máximo de mi potencia y acompañado del Verbo, del Soplo Ígneo, en fin, de la totalidad de lo que nombráis « Metatrón ».
Entre las experiencias y los contactos que habéis vivido con nosotros, algunos han podido sumergirse en un particular Corazón a Corazón que pasaba por la mirada, dándoos a sentir, de manera carnal, el Amor incondicionado emanando de nuestras miradas que se encuentran.
En el período que tenéis que vivir y que os fue explicitado, estáis llamados a fundiros en este Amor incondicionado que no conoce ni la forma, ni las dimensiones, ni siquiera la expresión de ninguna conciencia. Hoy este Fuego está obrando en vosotros y se está reforzando, haciendo que aparezca en vuestra mirada interior el blanco del Inmaculado, ahí donde ninguna forma es discernible.
…Silencio…
Mi hermana Elfo, Eriane, os ha evocado algunos detalles acerca de lo que va a suceder en vuestra vida diaria, y también en vuestro interior. Os han dicho que estos mandatos de la Luz sobrevendrán cuando sea lógico y no según vuestros deseos. Si entre vosotros algunos tienen bastante tiempo, os invito a iniciar, incluso sin acercaros a nuestros pueblos, a nuestras Comunidades, a establecer una Teofanía con nosotros, porque como sabéis, primero somos portadores del Elemento Fuego, este Fuego Ígneo que sale por nuestra boca, pero ante todo por nuestra mirada, la que llevo actualmente sobre cada uno de vosotros que esté conectado conmigo escuchándome, o leyéndome.

Mi hermana Eriane os dijo que durante los momentos más intensos de Llamada de la Luz, algunos síntomas se producirán, y uno de estos síntomas es la modificación de vuestros sentidos, vuestros cinco sentidos, y en particular a nivel de la vista y a nivel de vuestros oídos, pues la audición. Efectivamente, en el seno de vuestro cuerpo de Eternidad, a través de vuestro cuerpo de carne, la intensidad de vuestra mirada, mirando los elementos que sean, naturales o interiores, puede llevaros a vivir el mandato de la Luz en su fase final.
Pues también vuestra mirada se vuelve portadora de este Fuego de Amor, y mirando la pantalla interior o mirando algunos elementos de la Naturaleza, sin siquiera venir hasta nosotros, o incluso con otro pueblo de la Naturaleza, simplemente en la Naturaleza, podréis constatar que utilizando vuestra mirada, la del observador, el Fuego Ígneo saldrá por vuestros ojos, lo que se traducirá para vosotros, será algo similar al mandato de la Luz.
La Corona de vuestra cabeza en relación con el Éter de Vida, el Éter Libre, se propagará en esta pequeña Corona y alcanzará vuestros ojos por el eje que vosotros llamáis “AL/OD”. No hablaré de los procesos vibratorios, para aquellos que los perciben, no sirve de nada describíroslos porque los sentiréis trabajar en esos momentos.
En esta mirada que tengáis hacia vuestro interior, o incluso hacia la Naturaleza, se activará automáticamente, la pequeña Corona y el eje AL/OD deslumbrará y magnificará lo que miráis interiormente o en la Naturaleza. Será un elemento que favorecerá y simplificará la posibilidad del mandato final de la Luz en vosotros, no cuando lo vayáis a sentir, si sentís las vibraciones, sino que en las horas o en los días que siguen.
Realizar esta Teofanía en la Naturaleza o en vuestro interior, os conferirá la mirada penetrante, la mirada de Fuego. Y es esta mirada de Fuego lo que permite la acogida del impulso Metatrónico, cuando él lo desee, desembocando en el proceso de este Amor incondicionado vivido en la carne, en lo más íntimo de la carne, y de vuestra conciencia ordinaria.
Nuestro trabajo para la Tierra a nivel de los agujeros de la Tierra, como a nivel de los volcanes, ahora está perfectamente acabado, todo está listo a nivel del manto de la Tierra, como de la conciencia de la Tierra, para vivir su Ascensión. Sólo estamos esperando la señal del Cielo, y no la de ninguna entidad.
Es entonces la mecánica celeste que ahora lo ajusta todo a su ritmo, y esto, creo, ya os fue explicado. Lo importante a retener en función de lo que os dijo Eriane, en lo que vais a vivir: la bruma de los sentidos va a modificar también vuestra mirada, no el punto de vista, sino realmente lo que veis y sobre todo lo que emitís al mirar, que sea en vuestro interior como en la Naturaleza, y posteriormente con un hermano o una hermana humano.
Os invito a facilitar, siempre que vuestras obligaciones os lo permitan, estos momentos previos de Teofanía que os permitirán abrir las puertas al mandato de la Luz y a la última puerta al nivel de la cima de vuestra cabeza, que se traducirá, como dije, por una modificación con lo que emite vuestra mirada y también con lo que recibe vuestra mirada en la pantalla interior, como en la pantalla de este mundo.
El conjunto de las Comunidades de los Dragones de la Tierra, que sean de Fuego, de Agua, de Aire, o de Tierra, tendrán la misma eficacia. Durante vuestra escucha, e incluso durante vuestra lectura, en este instante, llevo a cada uno de vosotros esta mirada Ígnea. Esta mirada Ígnea interior como exterior, no tiene como función, aunque sea la finalidad… la actual función no es la de permitiros ver unas cosas con las cuales construir unas historias, unos guiones, o unas proyecciones, sino que es simplemente un elemento facilitador, veáis lo que veáis, para vosotros, para vivir el mandato o los mandatos de la Luz Metatrónica.
El conjunto de los Dragones de la Tierra tiene como vocación, durante este período, la de facilitar para cada uno de vosotros, tal y como hemos hecho para los volcanes, la emergencia del Fuego Ígneo de la manera más fluida posible. No hay una técnica particular, simplemente hay que experimentarlo si así lo deseáis, y si tenéis tiempo. Que sea en una Teofanía interior, que sea en el seno de nuestras Comunidades, o más prosaicamente en la Naturaleza misma y particularmente en los bosques.
Tenéis la posibilidad, antes de fundiros en el Blanco, de experimentar esta mirada de Fuego. Aquellos que viven las vibraciones, percibirán claramente, a nivel de la pequeña Corona de la cabeza, una Presencia desplegándose según los cuatro ejes de lo que nombráis “la Cruz Cardinal” entre AL/OD e IM/IS. En ese momento, el Triángulo de Fuego, con la punta hacia abajo, se activará a nivel de la punta AL revertida.
No os sorprendáis, vuestra mirada puede entonces ser desestabilizada por la visión de unas cosas que nunca habéis visto antes, salvo quizás en vuestra cama, y me refiero a esto con los ojos abiertos. Puede ser de manera inopinada, durante vuestros paseos en la Naturaleza o en vuestro interior, puede ser durante una Teofanía con los Dragones, pero también de manera espontánea, y de hecho Eriane lo ha evocado con respecto a la modificación de las percepciones sensoriales en relación esencialmente con la visión y la audición. De hecho, algunos de vosotros oyen unas voces interiores, algunos de vosotros ven de manera fugaz, durante una actividad totalmente ordinaria, unos elementos que no existen en este plano, se trata de la energía Vibral, de unas entidades, de la Luz, pero también de la estructuración en sí de la Luz Vibral, que se organiza por todas partes en esta Tierra y no solamente a través de vuestro cuerpo de Eternidad.
Mi Presencia en este instante, cuando vuestra conciencia se focaliza hacia mí, permite el contacto y ya activa el eje ER/AL con el eje AL/OD, y el Triángulo de Fuego. La punta AL, si no estaba revertida, está ahora revertida en la raíz de las cejas. Un circuito Vibral rodea entonces vuestros ojos, alcanzando, por la extremidad externa de los ojos, las orejas, y modificando la audición. Al abrir de nuevo vuestros ojos, inmediatamente después, o unas horas o unos días después, asistiréis a la modificación de vuestra visión, de lo que es visto y oído, previamente al impulso Metatrónico. No os estoy diciendo que este proceso os atañe a todos, pero sin embargo es parte del proceso global que está en marcha para toda la humanidad.
Es así como se realiza la desaparición en el seno del Blanco llamado « intasis », que es ante todo para vosotros una revitalización en el Espíritu de la Verdad y en el Fuego Ígneo. Es a esto que os invitamos, nosotros los Dragones, porque durante este período, más allá de las experiencias y de los contactos que hayamos podido establecer con muchos de vosotros, lo más importante es pues facilitar la resolución completa de la Luz en este mundo, a la cual participáis.
Así se generan a través de estos circuitos que acabo de evocar: la intasis, y también la estasis; llevándoos por supuesto, más allá de lo que es visto y oído, a reencontraros en vuestra Eternidad, a beneficiaros de la acción del Fuego Ígneo, de una manera más intensa y rápida. Pero no olvidéis que esto podrá traducirse por una incapacidad total, temporal, de llevar a cabo vuestras actividades ordinarias. Os lo podéis imaginar, esto significa que realmente hay una inminencia de todo lo que fue anunciado por vuestros profetas, pero también por muchos intervinientes de este siglo.
El Fuego Ígneo, avivado de este manera, os reforzará en la certeza de la Verdad y de vuestra vivencia, y participará indudablemente en la pérdida del miedo a la pérdida de la materia, ligada a la costumbre de la materia, viniendo así a cortar, tal y como Mikaël hace en vosotros cuando él se presenta, los últimos enganches y los últimos apegos a la forma, preparándoos también de la mejor manera a la estasis.
Podréis constatar luego, tras esos estados vividos, que la intensidad de vuestra mirada, la interior como la exterior, será más clara y más precisa, más profunda, más penetrante y más transcendental, dándoos a ver, como se ha dicho, más allá de las apariencias y más allá de la forma, haciéndoos ver, sentir, y oír la Llama de Vida de cada entidad encarnada, o no, favoreciendo entonces así, el sentimiento y la Unidad vivida hacia cualquier cosa, hacia cualquier conciencia, hacia cualquier forma, hacia cualquier objeto de este mundo o de cualquier parte.
…Silencio…
http://sabesquienerestu.blogspot.com.es/
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...